Nuestra escuela judicial cumple 40 años - Edición especial

Mar 29 2018
Por: Directorio del CEJ
(Rolando Toledo, Emilia Valle, María Luisa Lucas, Isabel Grillo, Jorge Canteros y Alicia Alcalá).
 
El Centro de Estudios Judiciales del Chaco se creó el 22 de marzo de 1978 con la idea de capacitar a magistrados, funcionarios y empleados del Poder Judicial. Fue la primera escuela judicial del país y en la región sudamericana. Su fructífera trayectoria habla a las claras de una política institucional que permaneció coherente a lo largo de su existencia: la de la capacitación permanente, la investigación y la extensión hacia la comunidad.
 
Este nuevo aniversario encuentra al CEJ con un balance positivo de sus acciones vinculadas estrechamente al  compromiso con los cambios propuestos para elevar la calidad de vida democrática y  el fortalecimiento del estado de derecho. 
 
Como generador permanente de perfeccionamiento se destacan sus programas de formación integral del juez, el programa de capacitación continua, el subprograma de práctica procesal informatizada en cada una de las dependencias del Poder Judicial, los cursos anuales por fueros en sus distintos niveles y el programa de extensión judicial con sus dos ejes: acceso a justicia y promoción de derechos humanos, valores humanos y cívicos.
 
Sus lineamientos estratégicos son: el fortalecimiento administrativo y organizativo  para lograr eficacia y productividad de las dependencias y su personal; el perfeccionamiento y la actualización de los conocimientos; la sensibilización sobre la realidad económica, social y cultural; la producción de conocimientos para el crecimiento institucional y la formación de formadores. 
 
Asimismo, es miembro de la Red de Escuelas Judiciales de las Provincias Argentinas y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (REFLEJAR), la Red Iberoamericana de Escuelas Judiciales (RIEJ) y en el 2014 fue incorporado a la Organización Internacional de Escuelas de Capacitación e Institutos Judiciales la (IOJT), entre 104 miembros de todo el mundo.
 
Directorio y delegados
El directorio está integrado por los ministros del Superior Tribunal de Justicia Rolando Toledo, Emilia Valle, María Luisa Lucas e Iride Isabel Grillo, el procurador general Jorge Canteros y la defensora general Alicia Alcalá; además de la secretaria coordinadora, Rosario Augé. 
 
La tarea de la capacitación involucra a cada una de las seis circunscripciones judiciales y esto hace que el rol de los delegados del CEJ en el interior cobre un valor protagónico. Sin ellos la logística y convocatoria a la gran cantidad de cursos y actividades que se realizan no podrían concretarse.
 
En Sáenz Peña: Elia Pisarello, Marcel Festorazzi, Claudia Kremar y Fanny Zamateo. En Villa Ángela: Silvana Rinaldis, Ricardo González Mehal, Gisela Oñuk y Claudia Torassa. En Charata: Claudia Araujo, Andrea F. Sánchez y Álvaro Llaneza . En San Martín: Bibiana Bianchi, Diego Saquer y Ricardo Anello. En Castelli: Rubén Benítez y Diego Santiano.
 
El valor de la capacitación
Durante cuatro décadas el CEJ promovió, participó, activó y difundió las grandes transformaciones operadas en el seno del Poder Judicial del Chaco, hasta constituirse en un instrumento fundamental de las políticas y programas judiciales que mejoraron la administración de Justicia.
 
Actualmente genera actividades para la implementación de las políticas y de los proyectos judiciales, acompaña las iniciativas y ofertas educativas disponibles en el medio, y promueve las de magistrados y funcionarios que tienen vocación por mejorar sus propias oficinas judiciales. Se trabaja sobre la solución de los problemas y como apertura hacia ideas innovadoras que permitan el crecimiento del Poder Judicial, enlazando el ser con el deber ser. 
 
El año pasado, merced a gestiones que realizadas con las autoridades de la Universidad de la Cuenca del Plata y la Universidad Nacional del Nordeste, y sus respectivas facultades, pudieron promoverse las diplomaturas en magistratura judicial (luego convertida en especialización) y en comunicación judicial. Más de un centenar de inscriptos participaron durante los ocho meses que duró esta última, entre ellos: periodistas, comunicadores, magistrados, funcionarios, empleados judiciales y alumnos avanzados de periodismo y comunicación social.
 
Además unas 400 personas asistieron a la clase inaugural de la capacitación interinstitucional sobre la reforma del Código Procesal Civil y Comercial del Chaco en el Complejo Cultural Guido Miranda. 
 
Actividades en 2018
El plan de actividades para 2018, aprobado mediante el acuerdo 3478/17, contiene cinco lineamientos estratégicos: acceso a justicia; protección y promoción de derechos humanos de grupos especialmente vulnerables (mujeres, indígenas, niñez y adolescencia, personas con discapacidad); actualización y profundización (código procesal civil y comercial; reformas procesales; programas especiales: por ejemplo derecho ambiental, derecho al consumidor y carreras por convenios); mejora institucional del Poder Judicial del Chaco (ética judicial, gestión judicial, relación con la prensa, capacitación e investigación: formación de formadores; fortalecimiento de la Defensa Pública, redacción de sentencias) y seguimiento de reformas judiciales ya operadas (nuevo diseño organizacional del Ministerio Público e implementación en el interior; ley 2086-C -antes 7162-, leyes violencia de género, oralidad plena en los juicios civiles y comerciales y parcial en los laborales y de familia).
 
También continuarán los cursos anuales por fueros para empleados y los de capacitación continua interna.
 
En síntesis, desde su creación, el CEJ se erigió como referente ineludible de las políticas que el Poder Judicial chaqueño proyecta para mejorar el servicio de justicia en beneficio de toda la sociedad. Y continuará siempre en esa tarea, no sólo porque la capacitación judicial es permanente por imperio del artículo 154 de la Constitución Provincial, sino además es continua y participativa, porque todos los que componen el Poder Judicial así lo desean y promueven.